Televisión

Colombia: NAISP crece y gana el reconocimiento de la industria

La Asociación Nacional de Proveedores de Servicios de Internet (NAISP) de Colombia está realizando un importante trabajo para ganar el reconocimiento del sector, contribuir con la búsqueda de soluciones técnicas y administrativas que permita a los asociados comprender la legislación y cumplirla para evitar sanciones.

Son 60 los proveedores de Internet que forman parte de NAISP, y hay cerca de 40 empresas trabajando para cumplir con los requisitos de formalidad para incorporarse. ‘Nuestra lucha ha sido también la de combatir la ilegalidad y aquí es donde la CRC vio con buenos ojos nuestra tarea de realizar los encuentros y dar a conocer la normatividad’, explicó Héctor Jaime Vega, Gerente en NAISP.

‘Gracias al apoyo de la CRC y de grandes empresas que financian nuestros eventos, logramos realizar ocho "Encuentros con la CRC", en donde buscamos dar a conocer todo sobre la regulación y obligaciones para poder operar como un ISP. El año pasado, el tema central fue el Régimen de protección al Usuario’.

Explicó que los afiliados llegan en su mayoría al sector rural, y remarcó el rol de articuladores y apoyo a los programas de gobierno para llevar conectividad a las zonas remotas. ‘El éxito de las asociadas a NAISP se fundamenta en el poder recibir acompañamiento y beneficios económicos al lograr hacer acuerdos con los carrier, quienes gracias a nuestra buena imagen, nos financian y suministran grandes cantidades de Internet, logrando un precio bajo en cada Mega y mejorando la rentabilidad en el servicio ofrecido’, señaló.

‘El negocio de TV paga debe cambiar’
Sobre la TV paga y la posibilidad de incursionar en este negocio, el gerente de NAISP, dijo: ‘Consideramos que el negocio de la TV debe cambiar; no puede seguir siendo el productor el amo y señor de los contenidos, recibiendo lo mismo y hasta más por usuario, cuando el negocio que se da hoy es para participar con soluciones de plataformas que personalicen el consumo de lo que uno quiere ver, gracias a las bondades de Internet’, opinó Vega.

‘Dentro de los agremiados, hay quienes decidieron continuar con la vieja práctica de tener TV para poder mantenerse y competir en el mercado, invirtiendo en cabeceras y equipos decos, pagando por la ampliación de una licencia. Pero también hay quienes optaron por conocer las nuevas formas de ver contenidos, y se han dedicado a perfeccionar su manera al punto que ya tienen la solución, solo falta la voluntad del gobierno de pronunciarse con una Ley de Telecomunicaciones, donde se pueda prestar el servicio con un solo registro, como en otros países’, agregó.

‘Yo considero que aquí debe escucharse al usuario más que al empresario pues no hay derecho a que se siga perpetuando la perversidad de que una gran parte del dinero que recibe un colombiano por su trabajo, termine en manos de empresas que no contribuyen en nuestro país, pero si están haciendo que colombianos trasladen y paguen sobre cuentas en el exterior, servicios de plataformas para poder tener contenidos acordes con sus gustos de consumer y no los de un jefe de contenidos en cada canal existente’.

‘También es importante reconocer a los nuevos generadores de contenidos, microprogramas, y a los que se mantienen en realizar formatos tradicionales pero que se ven abocados a vender barato su trabajo a los canales. Hay que fortalecer la industria nacional a través de apoyo financiero, utilizar las facultades de comunicaciones de las universidades para que se cree una sinergia y lograr producciones entre la televisión pública, regional y comunitaria para tener contenidos propios’.

Fomentar la industria nacional
‘Desde el punto de vista empresarial, se debe apoyar a la industria nacional. Ya es hora de que el Estado, a través de la Comisión Sexta, realice una revisión primero de cómo se está manejando el negocio de las telecomunicaciones, cuánto le cuesta a un pequeño empresario tener en su parrilla los canales premium, y así tener bases para entrar a crear una ley de convergencia con unos nuevos precios de retorno hacia el productor o casa productora’, expresó el ejecutivo. 

Y señaló: ‘Si el negocio ya se está explotando como versiones “Play”. El dinero se nos va del país y el tiempo pasa. No se trata de un rechazo a la inversión extranjera, tan sólo es un diagnóstico para llamar al consenso de que el negocio de la televisión debe ser vista con otros ojos. El nuevo consumer de televisión (contenidos) ya no quiere ver televisión de antaño, sino que busca ver "contenidos" desde su celular o portátil, cuando y como quiera verlo’, concluyó.


undefined
Prensario